El viento y la lluvia produjeron diversos problemas en diferentes localidades

Un fuerte viento, con ráfagas que alcanzaron los 87 km/h en la ciudad provocó una falla en la línea 132 KV de alta tensión y sacó de servicio a Capital y Valle Viejo por un tiempo prolongado.

La inestabilidad causó tormentas en el interior de la provincia y algunas zonas del Valle Central. En varios barrios de la Capital hubo caída de postes y ramas lo que alertó a Defensa Civil. En pocas horas volvió a descender la temperatura en 20° menos, tras un domingo caluroso.

Desde el sitio Cazadores de Tormenta se habían pronosticado las posibilidades del cambio de temperatura.

En el interior provincial, hubo localidades que se vieron desbordadas por la cantidad del agua que cayó, produciendo que los desagües pluviales desbordaran. Además, hubo casos del voladuras de techos y carteles de comercios que se los llevó el viento.