“Duele ver cómo se cierran fábricas y la cantidad de despidos que hemos tenido”

La gobernadora Lucía Corpacci entregó ayer, junto al ministro de Producción, Daniel Zelarayán, 33 créditos por un valor total de casi un millón de pesos ($955.858) a productores rurales de toda la provincia a través del Programa PROINAGRO, que ejecuta la cartera de Producción. En ese ámbito, se refirió a la difícil situación que atraviesa el país y la provincia específiciamente con los despidos y cierres que se vienen dando en el sector privado.

“Duele ver cómo se cierran fábricas y la cantidad de despidos que hemos tenido en el sector privado en este tiempo. Duele ver que las tarifas y los servicios públicos hacen la vida cada vez más difícil. Duele ver cómo el que tiene trabajo le cuesta llegar a fin de mes e imagínense el que no tiene trabajo, no puede vivir el día a día” dijo la mandataria provincial durante su discurso.

En esa línea, remarcó la importancia de “sostener y ayudar a los pequeños emprendedores que son un motor de una economía familiar muy importante y, por eso, nos parecía que lo teníamos que hacer todos juntos, porque hace a la vida, a la sociedad en la que nos desarrollamos que ustedes (por los emprendedores) puedan adquirir algún elemento que les está haciendo falta, poner alguna mejora en su pequeña producción que les va a permitir desarrollarse y dar un pasito más adelante”.

La gobernadora no dudó en mostrar su preocupación por el complejo panorama económico, pero dejó un mensaje de optimismo respecto de los resultados que tiene un trabajo conjunto entre el Estado y los privados y anheló que “podamos seguir construyendo entre todos, en medio de un ambiente adverso”.